Crear fascículos de cocina

Crear fascículos de cocina – las delicias del éxito

Hay una realidad ineludible y es que todos comemos; el tema se divide en el dónde, cuándo y cómo comemos. Si bien salir a comer afuera es una sabrosa y cómoda opción, a la hora de comer en casa todos queremos sentir el inigualable sabor de una suculenta comida casera. Pero resulta que no todos heredaron la destreza de la abuela con el palote de amasar, de modo que es siempre bienvenido apelar a las ideas y explicaciones de un profesional. Para ello, podemos pasarnos el día enfrente a un canal de televisión que dedique su programación a recetas culinarias, o podemos tener un buen arsenal de libros de cocina que nos socorran en dichos casos. Es aquí que entra en escena el crear fascículos de cocina, para que los potenciales hagan con el mayor sabor y la más sencilla y efectiva técnica, lo que todos hacemos: comer.

Cómo encarar el crear fascículos de cocina

Como todo negocio, debe existir un plan, un modo de abordarlo, el cual debe ser meticulosamente elaborado tomando en cuenta hasta el último fascículo antes de empezar a escribir el primero.

Estos son los principales factores que se deben considerar cuando se planifica crear fascículos de cocina:

Crear fascículos de cocinaCantidad: estamos planificando una colección, de modo que el número no puede ser ni escaso ni excesivo. Un promedio de veinte es un número adecuado.

Contenidos: los mismos deben abarcar las principales áreas culinarias y deben ir en orden. Por ejemplo: para comenzar son ideales las entradas, luego los cereales, vegetales, carnes, pastas, postres. Por supuesto que puedes agregar temas y subdividir estos en la cantidad de sub-temas que consideres adecuado; por ejemplo en el caso de las carnes puedes hacer un fascículo de carnes rojas, otro de carnes blancas, otro de pescado, y así con otros temas.

Recetas: en una modalidad de fascículos olvídate de incluir recetas sofisticadas. Lo que el consumidor de fascículos quiere son recetas sencillas de llevar a la práctica, pero ¡cuidado! Eso no quiere decir que tus recetas se basen en tortillas y y distintas combinaciones de arroz. La idea es, por un lado dar recetas clásicas pero con un toque original y, por otro lado, presentar comidas nuevas pero que sean sencillas y rápidas de preparar. Un parámetro inicial para que pongas los pies en la Tierra en tu propuesta, lo cual puedes hacer poniéndote en los zapatos de quien llega de trabajar 8 ó 10 horas  debe preparar la cena en su cocina. Otro tip fundamental es el tipo de comida; reduce o elimina los fritos y otras comidas grasosas,  sino que basa tus comidas en alimentos sanos y métodos de cocción saludables.

Fotos: saca fotos a todo color de cada una de las recetas. La decoración es fundamental, para lo cual toma en cuenta que cada elemento decorativo debe, a su vez, ser comestible.

Crear fascículos de cocina y publicarlos

Dentro de toda la gama de posibilidades que existen para publicar un libro, nos detendremos en:

Editor: consigue un editor que mire tus fascíulos y te haga la recomendación para que lo corrijas y luego se encargará de publicarlo.

Auto-publicación: esto es cuando el autor se hace cargo de todos los gastos de la primera tanda de publicación.

Es así cómo puedes crear fascículos de cocina con exquisita, sencilla y nutritiva comida.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.