Abrir una caramelería

Contenido

Cómo abrir una caramelería – confites y bastones

«Dulce o truco» se escucha decir a los niños en Halloween, dispuestos a convertir en rana a todo aquel que no surta su calabaza con los mejores dulces. El caramelo es el infaltable compañero en la cartera de una dama, en el bolsillo de un niño y en las transparentes carameleras de las abuelas. Un caramelo es siempre bienvenido, así que en este artículo aprenderás cómo abrir una caramelería.

Requisitos para abrir una caramelería

Registra tu empresa, consigue los permisos y ponte a buscar un bonito local. Luego de que lo alquiles, equípalo con compartimentos horizontales y dispensadores verticales para caramelos.

Elabora un presupuesto mensual para tener tus cuentas bien controladas y al día. Debes saber cuánto gastas en cada área: renta, suministro eléctrico, limpieza, impuestos, etc.

Contrata personal para atención mostrador, procurando que tengan vocación de servicio, que le gusten los niños y el trato con el público.

Opciones para abrir una caramelería

Existen diferentes tipos de caramelería, en especial diferenciadas por el tipo de caramelos que ofrecen. Te las contamos aquí:

Caramelerías artesanales: utilizando la misma técnica usada hace 100 años, pintan cada caramelo a mano, siento el color y la decoración sus protagonistas. Cada paleta, cada bastón y cada caramelo es una obra de arte, sobre ellos se exhiben caritas, paisajes, escenas… a gusto del creador… y del consumidor, obviamente. Sus productos, a pesar de tener un delicioso sabor, enfocan a dar un impacto visual tan grande que tientan a ser puestos como adorno. Están inspiradas en Willy Wonka y su Fábrica de Chocolate.

Abrir una caramelería VII

Caramelería farmacia: se plantea la decoración y escaparate de la caramelería como si fuera una farmacia en la cual los caramelos son los remedios a tomar. Lo original de la propuesta aún está por explicarse: tanto sea en la bolsa o en el frasco de caramelos que el cliente lleva, se coloca una etiqueta que éste elegirá y en la cual figura la «dolencia» para la cual los caramelos son la prescripción que hizo el médico. Algunos ejemplos son: Combatir el desamor, Shock vitamínico para hallar un buen partido Apaciguar al niño interior. Son ideales para hacer regalos.

READ  Abrir un Contact Center - un Call Center

Souvenirs: elaboran caramelos con formas al estilo souvenirs. Son muy usados en casamientos y cumpleaños como recordatorio de la fiesta. Cuentan con un surtido ya hecho para la venta y también incluyen el servicio personalizado, mediante el cual el cliente solicita los ingredientes, formas, colores y sabores del souvenir dulce que desea.

Clásicos y algo más: son tiendas que se enfocan en la calidad y venden productos con ingredientes potentes, tales como frutos secos, trufas, confites, etc. La idea no es el impacto visual, sino la contundencia del producto. Su público es principalmente adulto.

Sabores y texturas al abrir una caramelería

Desde los clásicos caramelos, hasta los confites, pasando por los caramelos de yogur, masticables, gomitas, natillas, malvaviscos, bombones de fruta, etc., la variedad casi que no tiene límites.

Los sabores que hoy en día se ofrecen al abrir una caramelería distan mucho de los clásicos de los que solíamos en disfrutar en nuestra infancia: moras, banana, mango, kiwi, canela picante, anís, pomelo, etc.

Como verás, hay muchas formas de abrir una caramelería, ¿cuál vas a elegir tú?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *