Iniciar tu negocio de vestuarista

Solemos quedarnos embelesados con la elegancia y la distinción de cómo se visten los presentadores y presentadoras de televisión. Muchas veces terminamos de ver el programa sólo para poder ver de dónde es esa ropa tan bonita que lucen. Toda esa belleza, color y formas que acompañan a la perfección a cada cuerpo, tono de piel, color de ojos y cabello, es obra de quien ha decidido montar un negocio de vestuarista.

Por qué iniciar un negocio de vestuarista

La labor del vestuarista es la de vestir a personalidades que hacen presentaciones en vivo o a través de medios de comunicación. Se encargan de seleccionar la ropa de bailarines, actores de teatro, presentadores de televisión, de quienes desfilan en carnaval, entre otros.

Las razones para montar un negocio de vestuarista es que le permite a quien le apasiona diseñar y elaborar vestimenta para determinadas actividades artísticas, trabajar con creatividad y decisión propia, logrando un resultado único que marcará su impronta a la vez que embellece eventos artísticos y resalta la buena imagen de quienes trabajan en la comunicación.

Otra razón de peso es que se trata de un negocio independiente, en el que el vestuarista arma sus horarios según le convenga a él y a sus clientes y, por supuesto, se trata de una actividad en la que se puede ganar una interesante suma de dinero una vez la cartera de clientes comience a engordar.

Requisitos para inicar un negocio de vestuarista

negocio de vestuarista

Los requisitos para comenzar un negocio de vestuarista son muy sencillos desde el punto de vista legal. De acuerdo al país en el que vivas podrán haber sutiles variantes, pero lo más factible es que te pidan que abras una empresa unipersonal. La misma te será muy útil para poder emitirle facturas a tus clientes, ya que muchas empresas grandes, tales como canales de televisión, necesitan que se les facture por los servicios que contratan.

Otro requisito indispensable es tener conocimientos, tanto teóricos como prácticos, en el área de vestuario. Esto incluye conocer las modas de diferentes épocas, dado que si vas a realizar el vestuario de una obra de Teatro de Chéjov, debes conocer qué  se usaba en su época, así como también modernos vestuarios de baile para presentaciones.

Cómo conseguir clientes en un negocio de vestuarista

Debes tener presente que conseguir clientes es algo que harás conforme pase el tiempo y puedas ir mostrando tus trabajos para nuevos emprendimientos.

Lo primero es armarte un portfolio con la información de dónde estudiaste para convertirte en vestuarista y hacer una breve reseña de lo que la carrera que cursaste incluía. En esta carpeta incluirás las muestras que como parte de la carrera has tenido que hacer. Cada vez que te encargues de un proyecto, fotografíalo y agrégalo al portfolio con una breve presentación acerca de qué se trataba el proyecto.

Otra estrategia importante es armarse una página web con tus diseños y trabajos. De este modo podrás estar a la vista y al alcance de todas las personas que busquen un vestuarista.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.